MISCELÁNEAS MISCELÁNEAS: Remembranza
"No importa lo lento que vayas, siempre y cuando no te detengas."
- La sabiduría de Confucio

lunes, 13 de octubre de 2008

Remembranza

Hoy es domingo. son casi las 11 y sigue lloviendo.
El cielo esta gris y oscuro. La lluvia golpea la ventana del bar y yo sólo observo lo que ocurre en la calle.
Pasa muy poca gente y al parecer todos preocupados.

La vecina de enfrente de mi edificio- una señora mayor que vive sola- con su bastón llevando a pasear a su perrito. Ni el mal tiempo la para. Camina lento como si el perrito la llevara a ella , se detiene y sigue .
Pasa y se pierde de mi vista.

En el bar no hay mas personas que yo y el mozo-encargado- del bar.
Para pasar el rato pido un café y me ubico en la mesa cerca de la ventana.
Mientras rompo el sobre del edulcorante pienso en otros tiempos y me vienen a la memoria como en un sueño los encuentros domingueros en el club de mi pueblo.
Todos los domingos a esta hora me encontraba con Alberto amigo compañero y mi pareja de truco (juego de naipes ,diversión pura) para ir al club Aurora Argentina.
Allí nos esperaban siempre Kiribito y el gordo Kerala.Tenían la una idea fija: poder ganarnos una vez , ya que siempre perdían.

El truco es un juego divertido y por lo general se usan relaciones para matizar las jugadas y para
cantar una Flor, un envido ó un truco.
A pasado mucho tiempo ya casi no me acuerdo como eran.

"Cuando mi tío Julián murió ,toda la gente decía , pobre tío Julián que FLOR de b... tenía"

El truco que nosotros jugábamos no era el criollo (argentino) sino otro traído de la
España de Don Benjamín,un gallego muy pintoresco que lo jugaba muy bien.
Se diferenciaba del truco tradicional por tener dos comodines: el (11) caballo de bastos y (10) la sota de oro.
Para el envido el caballo-la carta mayor-valía 28 y la sota de oro: 27
Si ligabas las dos cartas juntas te servía para ganar el envido(real envido y falta envido) como para canta flor y ganar cualquier contra flor que se presentara.
El partido era a dos chicos de 30 puntos cada y en caso de empate se jugaba el "bueno" que definía al ganador.
Jugábamos por el vermut, es decir los que pierden pagaban la consumición que hiciéramos durante el jugo.
Yo solía pedir un quinato-aperitivo de sabor amargo-, Alberto bebía a veces gancia con fenet.
Recuerdo que durante eses año no perdimos nunca y por lo tanto la bronca de nuestros "rivales" iba en aumento, hacían cola para desafiarnos porque querían ser los primeros que le ganaran a la dupla "Alberto_ Hermes".
Algo así como en el lejano oeste de las películas de cowboys que pasaban en el cine. Todos querían vence al pistolero de más fama.

De nosotros dos el que "ligaba" más era Alberto. Decían de él que tenía más cola que cabeza.
Siempre que se daba, ante en reviro o un retruco, lo consultaba y por lo general me decía : "querele".
Era infalible siempre ganaba.
A mí por la calle me decían "querele" lo que me causaba mucha gracia.
Después del juego y de las correspondientes cargadas a los rivales de turno, enfilábamos para el barrio y cada uno a su cada a comer los ravioles de los domingos.
Esos ravioles caseros con estofado de gallina y queso rallado. Un manjar.
Qué tiempos aquellos.
Qué será de la vida de Kiribito y de Kerala y la de otros amigos que ya ni recuerdo.
Con Alberto estoy más comunicado, el me saluda para mi cumpleaños y yo lo llamo en el suyo.
También para las fiestas y el día del amigo.
Yo abandoné el pueblo primero y más tarde él se se casó y se fue a vivir al norte de la provincia de Santa Fe.
Uno al norte y el otro al Sur. Así ampliamos las distancias.
Cómo pasa el tiempo!

Siempre que llovió paró y hoy no es la excepción. El cielo se fue aclarando de a poco , las nubes se abrieron lentamente como pidiendo permiso y un tímido sol se fue adueñando de la mañana.
Es hora de ir para casa , pago la consumición, me despido del mozo y rumbeo para el departamento.
Me voy con la sensación extraña de irme acompañado de una soledad que duele.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...