MISCELÁNEAS MISCELÁNEAS: agosto 2009
"No importa lo lento que vayas, siempre y cuando no te detengas."
- La sabiduría de Confucio

viernes, 28 de agosto de 2009

NUESTROS FANTASMAS

Hace poco leí el post 3.00 A: M de Deprisa.

Un corto relato donde el protagonista esta durmiendo, se despierta al oír disparos, ve a su propia sombra que le apunta con el arma, se mete entre las sábanas, escucha otros disparos y observa a ésta baleada en el piso junto a algo que guardaba su arma y al preguntarle quién era le responde: Soledad, luego otros disparos y solo ve la oscuridad.


No sé porqué pero yo lo relacioné con los "fantasmas" que todos ó casi todos tenemos.
Fantasmas que se pueden traducir en miedos, fobias, inseguridad, carencias y otras yerbas.
Estamos continuamente expuestos en todo lugar a presiones internas y externas que sin duda modifican nuestra conducta y nuestro carácter.

En el cuento se menciona la sombra, la soledad  y después la nada.
La sombra es una proyección de nuestra imagen pudiendo ser más grande ó más pequeña según las circunstancias.
Está en relación directa con nuestro ego, nuestra fortaleza y nuestra visión de nosotros mismos. 
La soledad puede ser una respuesta  a ese "como somos" ó puede en algunos casos ser una opción personal.

En el primer caso es,"Me dejaron solo", un dolor traumático, es no encontrar un lugar en compañía.
Es la soledad que más duele, se siente culpa aún sin tenerla. Se cuestiona y pregunta "¿Qué habré hecho mal?"
En el segundo representa un refugio, un amparo, tiempo para la reflexión y el disfrute de cosas que de otra manera no podría.
Entre la soledad y la nada se abre un abanico de posibilidades imposibles de tratar en un cuento tan sintético como el de Deprisa.

Las posibilidades son inmensas y tienen que ver con nosotros, nuestra objetividad, nuestras fortalezas, pero sobre todo nuestras ganas de salir adelante a pesar de los tropiezos, no importando cuán grandes sean éstos.


El peligro está en caer en una depresión profunda y buscar una evasión a los problemas cayendo en adicciones que seguramente nos llevarán a la nada en un solo viaje de  ida.
La salida esta cerca si se recurre al auxilio de afectos y de profesionales idóneos en el problema.

Nuestra  propia inseguridad genera miedos que nos complican y acompañan durante mucho tiempo de nuestras vidas.
Vivimos con miedo a la  ocurrencia de algún suceso que generalmente no sucede, pero que nos impide en muchos casos de disfrutar de buenos momentos.
Vamos por la vida sin darnos cuentas que adheridos a nosotros viajan nuestros fantasmas.
Creemos que es natural que así sea, que son parte de nuestra esencia, los toleramos y nos acostumbramos a convivir indefinidamente.

Si despertáramos de este sueño que es la vida, sobresaltados, transpirados y asustados sabríamos que los fantasmas no existen.







lunes, 17 de agosto de 2009

Al Padre de la Patria, ¡Salud!


Mi pequeño homenaje al Padre de laPatria en el 159 aniversario de su desaparición física.

Gracias a www.pachami.com.


San Martín nació en Yapeyú, actualmente en la provincia argentina de Corrientes, a la vera del caudaloso río Uruguay, el día 25 de febrero de 1778.
En 1784 se traslada a España con su familia, donde estudia primero en el Seminario de Nobles de Madrid y luego, en 1789, inicia su carrera militar en el regimiento de Murcia. Sirve en las filas de España durante las guerras contra los franceses y en 1808 combate en la batalla de Baylén contra los ejércitos de Napoleón que habían invadido la Península.

En Cádiz conoce a otros militares de América del Sur y se enrola en las logias que promovían la independencia. En 1811 renuncia a su carrera militar en España y se embarca desde Inglaterra hacia el Río de la Plata en la fragata George Canning, donde arriba el 9 de marzo de 1812 acompañado por otros patriotas.spaña y se embarca desde Inglaterra hacia el Río de la Plata en la fragata George Canning, donde arriba el 9 de marzo de 1812 acompañado por otros patriotas.

El gobierno independiente de Buenos Aires acepta los servicios de San Martín, reconoce su grado de teniente coronel y le encarga crear un cuerpo de combate que luego sería el glorioso regimiento de Granaderos a Caballo. En ese mismo año se casa con María de los Remedios de Escalada, que pertenecía a una distinguida familia del país y crea la logia Lautaro, cuyo objetivo era liberar América del Sur del yugo español. En octubre de 1812, los miembros de la logia encabezan un movimiento que tiene por objeto remover algunos miembros del Primer Triunvirato. Entonces, pacíficamente, el Cabildo nombra al Segundo Triunvirato, quienes, al poco tiempo, llaman a una asamblea de delegados de las provincias con el fin de dictar una constitución.

Combate de San Lorenzo



El 3 de febrero de 1813 los Granaderos a Caballo vencen en un combate, en las barrancas de San Lorenzo, a las fuerzas de desembarco realista que arribaron con varias naves desde el puerto de Montevideo.

En enero de 1814 San Martín toma el mando del ejército del Norte, de manos de Belgrano que regresaba derrotado del Alto Perú —hoy la república de Bolivia—. Se encuentran en la Posta de Yatasto y desde entonces los dos patriotas entablan una larga amistad.

Al poco tiempo de encontrarse San Martín en Tucumán, se dio cuenta que era imposible llegar a Lima, que en ese momento era el centro del poder realista, por el camino terrestre del Alto Perú. Fue entonces que el Coronel concibió la idea, que luego realizaría con éxito, de cruzar la cordillera y atacar la Ciudad de los Virreyes por el mar.

Una enfermedad lo obliga a pedir licencia y consigue que lo nombren Gobernador de Cuyo, y parte para Mendoza, al pie de la cordillera de los Andes. Allí se repone y comienza a preparar un ejército para cruzar la cordillera.

En 1816 envía, por la provincia de Cuyo, delegados al congreso que se reunía en Tucumán con órdenes expresas de insistir en la declaración de la independencia. La declaración de la independencia de España se aclamó el 9 de julio de ese año.

Desde Mendoza prepara con escasos medios un ejército. Todo el pueblo contribuye con su trabajo y con sus bienes para realizar la peligrosa expedición. Insiste ante el gobierno de Buenos Aires a que autorice a sus tropas el cruce de la cordillera.

Cruce de la Cordillera de los Andes

En enero de 1817 comienza el cruce del ejército, alrededor de 4000 hombres, la caballería, la artillería de campaña y las provisiones para un mes. Cruzaron divididas en dos columnas por el paso de Los Patos y por el de Uspallata, y se encontraron en Santa Rosa de los Andes.

El 12 de febrero de 1817, pocos días después del paso de la Cordillera, el ejército de los Andes vence a los realistas en la batalla de Chacabuco y a los pocos días el Libertador entra en la ciudad de Santiago. El Cabildo se reunió el día 18 y designó a San Martín como Director Supremo, pero éste renunció al honor y entonces fue electo para el cargo el general Bernardo O´Higgins.

En los primeros días de 1818, un ejército realista desembarcado del Perú, avanzaba sobre la capital de Chile. El 19 de marzo, en un ataque nocturno, los realistas derrotan a los patriotas en la batalla de Cancharrayada y O´Higgins resulto herido.

Batalla de Maipú
El ejército Unido argentino chileno se rehace y el 5 de abril derrotan completamente a los realistas en la batalla de Maipú, que puso fin a los esfuerzos españoles para dominar el país.

El camino hacia Lima por mar estaba abierto, pero era necesario crear una flota que no existía. Con algunos barcos capturados al enemigo y otros comprados a los Estados Unidos e Inglaterra se crea la marina chilena que estuvo al mando de Blanco Encalada y luego del almirante inglés Lord Cochrane.

La flota parte al Perú
El 20 de agosto de 1820, parte el ejército expedicionario argentino chileno del puerto de Valparaíso hacia el Perú.
En el mes de julio de 1821, San Martín entra triunfante a Lima, proclama la independencia, es designado Protector del Perú y ejerce el gobierno.
Proclama la independencia del Perú


Entrevista de Guayaquil

El 26 de julio de 1822 San Martín se entrevista con Simón Bolívar en la ciudad de Guayaquil, hoy Ecuador. Se reúnen los dos libertadores de Sudamérica, del norte y del sur. Conferencian en secreto por más de cuatro horas. San Martín regresa a Lima la noche del 26.

El 20 de setiembre de ese año se reúne en Lima el primer Congreso del Perú y el Protector renuncia a su cargo. El mismo día se embarca para Chile y meses más tarde cruza a Mendoza.

San Martin en la ancianidad.




El 3 de agosto de 1823 muere su esposa en Buenos Aires. El 10 de febrero de 1824, disgustado por las guerras civiles en que estaban envueltas las Provincias Unidas del Río de la Plata, se embarca para Francia con su hija Mercedes. En europa se ocupa de la educación de su hija y escribe para ella las Máximas para su hija que son un resumen de su filosofía de vida. Reside en Europa hasta su muerte el 17 de agosto de 1850 en la ciudad de Boulogne Sur Mer.

jueves, 13 de agosto de 2009

Lo confieso: Soy Blogger

Todo comenzó el año pasado cuando mi hijo me regaló la computadora.
La idea primaria era poder leer los diarios a la mañana, tener correo electrónico y obtener alguna información de Internet.
Como estaba jubilado a punto de cumplir 68 años me venía muy bien.
Hasta ese momento había tenido una relación no muy íntima con la computación, sólo en los últimos años de mi labor profesional la había utilizado.

La simplicidad del servicio de Blogger hizo que me animara a crear un blog.
En realidad fueron dos, uno para colocar fotos:"Fotos sin porque" y otro donde planeaba expresarme de acuerdo con mi idiosincrasia y estado de ánimo:"Misceláneas".
Así expresé mi bronca en "Jubilado Argentino", mi incredulidad en "Perdone mi ignorancia", un vació imposible de llenar en"El piano", la alegría por el nacimiento en"Soñaste", la felicidad en"Nuestra cita" y mi confesión en ""El sentimiento más puro".
Además me permití unas reflexiones como en "Esa maldita corbata" y "Viaje de ida".


Ser blogger me permite encontrarme conmigo mismo y poder exteriorizar mis sentimientos, ideas, estados de ánimo y porque no mis dudas.

Me siento libre, sin censura, y aunque no le dedico todo el tiempo que quisiera, presiento que estoy llenando un vacío que hay en mi.
Además y creo que es importante para una persona mayor (No vieja) ejercitar los sentidos para mantener el cerebro siempre alerta, evitando así su envejecimiento.

Si me preguntan si el blog-los blogs-me ha ayudado la respuesta es afirmativa: Si!
Además de un entretenimiento y un aprendizaje ha sido una eficaz terapia.

jueves, 6 de agosto de 2009

VIAJE DE IDA

Hace frío, camino lentamente hasta la ventanilla, saco mis manos de los bolsillos y las siento heladas. Lamento no haber traído los guantes, pero ya no hay remedio.
El empleado de la taquilla algo soñoliento se acomoda en su asiento y me observa con indiferencia.
-Un boleto por favor. Digo sacando mi billetera presto a abonar el importe correspondiente.
-Ida, solamente ? Me pregunta sin mucho interés.
-Sí, solo ida. Digo sin pensar.
-No piensa volver? Ahora sí con curiosidad.
-Nunca se vuelve. Dije conteniéndome para no decir lo que pensaba.
Pagué y me dio el boleto. Enfilé al andén y me dispuse a esperar sentado en el primer banco que encontré.
La espera no fue larga y cuando el tren se detuvo subí y me apoltroné en un asiento junta a la ventanilla.


El frío ahí dentro no había menguado y empecé a sentir muy frescos los pies.
El vidrio de la ventanilla estaba empañado y sucio lo que dificultaba ver a través de él.
En el coche había pocos pasajeros lo que dejaba algunos asientos vacíos y el mío era uno de ellos.
No es que a mi me moleste viajar en compañía, pero esa noche me sentía más cómodo viajando solo, sin nadie a mi lado.
Dormir ó leer son dos cosas para hacer más llevadero el viaje y como no tenía ningún libro entonces me dispuse a lo primero.


Levanté el cuello de la campera, crucé mis brazos ocultando mis manos y recosté mi cabeza sobre el respaldo del asiento.
El movimiento del tren no ayuda al descanso y menos a conciliar el sueño. Con los ojos cerrados me puse a pensar y enfoqué mi atención en la pregunta del boletero.
¿Volver? Nunca se vuelve al mismo lugar.
Antes lo he intentado, como cuando quise volver a mi pueblo.
Allí tenía amigos, el barrio, sus calles, su cercanía con el campo, los pájaros y su cielo azul.
Quizás por nostalgia retorné después de un largo tiempo ausente al pueblo de mi juventud y no lo encontré.
En ese lugar existe una localidad que lleva su mismo nombre pero no es igual. El tiempo y la mano del hombre lo han cambiado.

Todo a variado: sus calles, veredas y sus árboles.
El baldío, donde jugábamos por las siestas, y las moras ya no están.
Hay lomas de burro en la calle principal y también un semáforo para regular el tránsito.
Mi antigua casa no es la misma, ha sido remodelada y es otra que casi no reconocí.
Busqué a mis amigos e intenté reunirlos y solo logré una comida para cuatro.
La comida estuvo buena pero nosotros eramos cuatro extraños que intentamos intercambiar nuestras experiencias sin resultado. Creo que todos por algún motivo u otro tenían prisa para irse cada cual por su lado.
Al final nos saludamos y prometimos volver a encontrarnos algún día cualquiera. Todos sabíamos que ese día no llegará jamás.

Hay gente que se preocupa por el presente y no piensa en el futuro. Otros desaprovechan el presente sembrando para el futuro y debe haber aquellos que disfrutan el presente sin dejar de tener en cuenta el futuro.
Creo que el denominador común es el pasado.
Para bien a para mal todos han vivido uno y sea cual fuere la huella que él les a dejado todos saben de su existencia. ¿Pero donde está?

El pasado está en nuestra memoria, en nuestros recuerdos. Recuerdos algunos muy lindos y otros terriblemente dolorosos. El pasado es sólo eso: Un recuerdo.
Y en algunos casos, ni siquiera eso. Hay cosas de mi pasado que he borrado de mi mente, por lo menos de mi memoria consiente.
Todo lo vivido es pasado y por lo tanto no se puede volver a él.
La vida es un viaje de ida. No hay retorno.
El presente es hoy y deberíamos vivirlo y disfrutarlo día a día.
Además deberíamos hacer una reserva para más adelante.
¿Porqué no digo futuro sino más adelante? Porque el futuro no existe.

La vida es como una escalera mecánica en la que todos subimos, el pasado está a nuestras espaldas, el presente a nuestros pies y el futuro en la cima.
La cima es el destino final de la escalera y es el final de la vida.

El tren detiene su marcha, la gente se apresta a descender, me desperezo y me pongo de pie.
Bajo, y la estación me recibe con una luz mortecina y el vapor de la noche me da escalofríos.
He llegado y me dirijo a reunirme con los míos, a seguir disfrutando del presente, sin pensar en el futuro, el cual espero esté muy lejos, muy lejos...

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...