MISCELÁNEAS MISCELÁNEAS: Cosas que indignan La falta de respeto
"No importa lo lento que vayas, siempre y cuando no te detengas."
- La sabiduría de Confucio

lunes, 28 de enero de 2013

Cosas que indignan
La falta de respeto

Soy una persona calma, tranquila, de pocas palabras, que trato de meditar lo que voy a hacer, es decir no soy un exaltado.
Además soy una persona adulta, entrado en años, de la tercera edad, para muchos un "viejo".

Definición de viejo s/WoredReference.com:
viejo, ja

1.-adj. Que tiene muchos años:
un olmo viejo;
una persona vieja. También s.

2.-De aspecto poco joven:
está muy viejo para sus años.

3.-Antiguo o del tiempo pasado:
el barrio viejo de la ciudad.

4.-Deslucido, estropeado por el uso:
unos muebles viejos.

5.-m. y f. col. Padre o madre:
mis viejos no saben que he salido.



A pesar de la ambigüedad de la definición dado que "Muchos" puede significar diferentes cantidades de acuerdo con que se lo compara,creo que a mí me cuadran casi todas, la que no me parece es la nº 3. Trato a adaptarme a los tiempos que vivimos, a convivir con las cosas que no me gustan y a ser más flexible ante los nuevos cambios.
Me gustaría creer que tampoco me corresponde la nº 4. Si bien la aplanadora del tiempo me chocó de frente, sin darme tiempo a defenderme, al verme al espejo me consuelo diciendo:
- Pudo ser peor.

-¿A que viene todo esto? Es que hace pocos días presencié algo que me irritó.

Estaba en unas de las cajas de un hipermercado conocido cuando una señora que estaba pagando en la caja que estaba detrás de mí ,  sorprendida exclamó:

-Me robaron el changuito (Coche para llevar compras). No está donde lo dejé. A esto siguió todo el murmullo de gente que opina.

La dama una señora elegante entrada en años, quizás de mi edad, se dirigió al mostrador
donde una empleada no muy amablemente la atendió.
En un momento escuché que le dijo algo así:
-Y bueno no hubiera entrado. La Señora disgustada por el trato solo dijo:
-¿Puedo hablar con un superior? Obviamente enojada y perpleja.
A todo esto yo había pagado mi compra y estaba colocando los paquetes en mi changuito.

Para un mejor entendimiento debo explicar que hasta hace poco , previo a una remodelación que hicieron en el local, había en ese lugar  una barra donde se podía dejar los changuitos enlazados con una cadena y una llave que se accionaba dejando una moneda en el lugar de la llave.
Este artefacto por llamarlo de una manera se sacó y no fue vuelto a colocar.  La gente,entre los que me incluyo, fueron dejando los changuitos solamente apoyados contra la pared.

Luego llego el encargado de la sucursal y atendió a la señora. Fiel a lo que le manifestara la primera empleada, se explayó de una manera muy poco cordial deslindando toda responsabilidad de la empresa en el hecho. Inflexible, cortante, dejando a la mujer aún más confundida.
La que solo atinó a pedir que le prestaran un carrito del Super para llevar su compra hasta su casa.

Al salir y no pudiéndome aguantar me dirigí al encargado del local y le dije algo así:

-Sabés que no tenés razón. Ustedes son responsables por lo que pasa en el local. Tienen la responsabilidad de cuidar a sus clientes y los elementos para hacerlos.
Además, si se van a lavar las manos, porque no pusieron un cartel avisando a los clientes "Nos lavamos las manos si falta alguna pertenencia en este local" y así si tendrías razón.
- Nosotros no nos lavamos las manos, pero. . .
Siguió con una perorata sin sentido y antes de irme le dije:
-La gente confía en el supermercado y por eso deja sus chango acá. ¿Que será de ustedes si los clientes le pierden la confianza?
Deben respectar al cliente y tratarlo como se debe. ¿Además cuanto vale un changuito $100-150?.Hablá con el dueño y por esta vez dale uno y poné el cartel ya!.

Me fui y no sé lo que pasó luego. Me lo imagino: La pobre mujer tomó el carro, puso las compras y fue a su casa y luego tuvo que volver a devolverlo.
Días después volví al Super y no vi ningún cartel previniendo a los clientes sobre los robos.

Me indignó sobre todo la desconsideración en el trato a la persona mayor, en este caso una mujer y por ello doblemente indefensa ante la situación.
Una situación de desamparo, de crueldad, y porque no, de mala fe.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...